(Castelar) Una estudiante que cumplía funciones en la Justicia de Faltas municipal, sobre la calle Martín Yrigoyen de Castelar, renunció luego de denunciar el acoso sexual que sufría de uno de sus superiores.
Un Gobierno que apaña Acosadores.

La joven (M.F) le contó a la Directora de Justicia de Faltas, Romina García, que el Jefe de Departamento Marcelo Tisker le “tocaba la pierna insistentemente”. Y más aún, el funcionario de Ramiro Tagliaferro le relató a la pasante: “Fui a ver al pitólogo y me hice una re paja”
Angustiada, salió de la oficina y se dirigió directamente a ver a la Directora del área quién le dijo “no puedo hacer nada con él, Tisker tiene mucha banca, cobra como jefe de departamento y ni si quiera cumple el horario”. Conclusión: la pasante decidió perder su empleo antes que perder su dignidad. La directora y su funcionario siguen cobrando abultadas sumas del Estado municipal y la estudiante se fue a su casa. Un ejemplo más de un gobierno de machirulos que no protege a las empleadas y apaña a los acosadores, algo que ya ocurrió en el Concejo Deliberante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *