(Morón) El titular del portal de noticias, Comunicador del Oeste, Marcelo Lanne presentó en el concejo deliberante una nota dirigida a la presidenta de ese cuerpo, Analía Zappulla el pasado 30 de mayo. En dicha misiva, ingresada por mesa de entradas el pasado 30 de mayo, el periodista informa que fue “visitado… por personal de la policía bonaerense… para notificarme de una denuncia por calumnias e injurias que presentó un concejal de Morón…”;  y le solicita a la edil macrista “que en el caso de no encontrar nada relacionado… actúe en consecuencia realizando una investigación ya que la policía tiene que estar al servicio de la seguridad de las personas, no… para hacer un apriete…”

Una Denuncia que no es Denuncia.

En diálogo con Quinto Poder Conurbano, Lanne explicó la situación: “Yo tengo el domicilio legal en la casa que yo vivía antes en Haedo. Ahí vive mi prima que tiene el comercio al frente. Me llamó un sábado por la mañana y me dijo que el viernes habían ido dos personas identificados como policías de la comisaría de Haedo para notificarme de una denuncia que hizo un concejal de Morón por calumnias e injurias, basado en una nota que publiqué con respecto a unos quioscos…” A raíz de esto, el “comunicador del oeste” inició un recorrido por distintas dependencias estatales para dar con la supuesta denuncia: “En la mesa de entradas de la fiscalía de Morón me identificó. Me buscan y no hay ninguna denuncia contra mí. Me sugieren que vaya al juzgado civil (porque todos sabemos que la figura de calumnias e injurias fue derogada en el año 2009 por Cristina Fernández de Kirchner, sobre todo para los periodistas no es un delito penal)… Entonces me voy al fuero civil: no hay nada. Me voy a la comisaría de Haedo – de donde supuestamente surgió la situación… y no figura… No hay ninguna denuncia contra mí; por lo que lisa y llanamente lo tomé como un apriete…”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *