(Morón, 26/06) La tradicional promesa a la bandera que los niños de la escuelas públicas de Morón realizaron ante el intendente municipal, tuvo su lado oscuro cuando, haciendo abuso de la fuerza, efectivos de seguridad comunal y policía de civil redujeron a un padre de una de las escuelas públicas del distrito que se acercó hasta Ramiro Tagliaferro, con un cartel donde visibilizaba la situación de las escuelas moronenses: “ESCUELA: UN AÑO SIN GAS CASI”;  “VIDAL, TAGLIAFERRO MATAN LA EDUCACIÓN”; “SAE AUMENTOS DE CUPO YA” eran algunas de las genuinas consignas con la que el padre se había acercado a la zona donde el intendente debía pasar para subir al escenario. 

La secuencia completa de cómo un vecino que intentaba llegar
al intendente fue “invitado a retirarse”.

Imágenes y Acciones que Desmienten las Palabras del Intendente.

Una vez concluido el acto y enterados de la tensa situación el concejal Hernán Sabbatella y el consejero escolar Diego Fernández se acercaron hasta donde se encontraba el vecino violentado innecesariamente por las fuerzas del orden, justo en el momento que «amablemente» uno de los oficiales de civil que supervisaron el operativo dialogaba con él. Interpelado por el edil y el consejero, el policía de civil – que dijo llamarse Gustavo – mintió: “Nadie lo agarró ni lo redujo, lo invitamos a retirarse”. Más allá de que los presentes no le creyeron, las imágenes captadas por la fotógrafa conocida como “Che Pascuala”lo desmienten; como también desmienten el discurso conciliador que intentó dar Ramiro Tagliaferro desde el escenario haciendo referencia al “amor a la patria y a la tolerancia”.

Es que las acciones y las imágenes valen más que cualquier palabra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *