(Haedo, 2/07) Copada la escena sociopolítica local en las últimas semanas por los reclamos en cuestiones de infraestructura escolar en general y por la falta de gas que impide calefaccionar las aulas y cocinar los alimentos que se le deberían brindar a los alumnos de acuerdo a lo previsto en el Sistema Alimentario Escolar (SAE) en particular; el intendente Ramiro Tagliaferro visitó esta mañana la escuela primaria 8 de Haedo para supervisar unas obras menores de refacciones. Sin embargo (a decir de algunos integrantes de la comunidad educativa de la secundaria 52) “se encontró con que al lado de la escuela 8 hace más de 3 años funciona una secundaria que contiene chicos de la misma comunidad y que vienen pidiendo y reclamando, desde hace más de 2 años, reformas y mejoras en el techo que se llueve, en los aires acondicionados, en la entrada de calefacción  –  que está anulada -, en los baños, que son de uso compartido entre la primaria y la secundaria, para tener cada uno su baño, que la secundaria viene reclamando también, además de las obras de ampliación que tuvo ya hace 4 años otorgadas, presupuesto para tener obras de infraestructura en la secundaria…”


Excusas Reiteradas.

Los docentes que presenciaron y registraron ese momento, indicaron que “lo que Tagliaferro hizo en todo momento fue desprenderse de su responsabilidad, indicando que eso es una responsabilidad de provincia y respondiendo con eslóganes.” Asimismo, según narran los docentes, el vicepresidente del consejo escolar de Morón, Sebastián González, reconoció que no se han cumplido con los reclamos de las comunidades educativas, pero que ahora sí los responderán.

Un Cosejo Escolar Asediado por los Reclamos.

Lo cierto es que el descrédito no sólo hacia el intendente, si no también, hacia los consejeros escolares oficialista es tal; que las excusas vertidas por los oficialistas  no alcanzaron para frenar el malestar en las distintas comunidades educativas de Morón; que tienen casi sitiado la sede del consejo escolar a la espera de algún tipo de respuesta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *